Nunca dejes de Sonreir, el enemigo odia eso